martes, 28 de julio de 2009

INMORTAL

Que no depende de mí,
que me enciendo,
que no me dan tiempo,
que si no gano, te pierdo,
que me enferma la calma
si se enfría tu fiebre
y si te fío el mango a tí
me freirías el alma.
Despacio (decimos)
ardamos a fuego lento,
y el calor del sol,
del cuerpo,
del amor en el infierno,
aumenta el tempo.
Con las risas,
con las prisas,
con la voluntad sumisa
y sin la visa en la cartera
y sin premisas, y sin reglas
cierra el cielo por impago
del peaje de las carreteras.
Y yo sé
que sí depende de mí,
que te altero,
que no te doy tiempo,
que no es cansancio, es dinero,
que fundir la distancia
es trabajo de orfebre
y si me forjas así
viviré para siempre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario